Los 25 mejores juegos FPS en PC para jugar en 2023

Los 25 mejores juegos FPS en PC para jugar en 2023

Si has enchufado un PC o una consola en algún momento de los últimos 30 años, lo más probable es que te hayas encontrado con un juego FPS. Tanto si recuerdas los albores de DOOM en los 90 como si empezaste a jugar con el reciente auge de los battle royale, todos estamos de acuerdo en que hay algo en atravesar a los malos con una pesada escopeta que te hace sentir bien. Para que sigas haciendo clic sobre los enemigos y rociando balas hasta bien entrado el futuro, hemos elaborado una lista de los mejores juegos FPS a los que puedes jugar en PC ahora mismo.

Los 25 mejores juegos FPS para PC

Para entrar en esta lista, sólo queríamos cosas con las que disparar a los enemigos mientras la cámara se sienta cómodamente en los globos oculares del protagonista. Algunos no tienen necesariamente armas, así que espera ver un bumerán y algunos arcos mezclados en el flujo constante de balas. Pero hay muchas armas. Armas que disparas, armas que lanzas, armas que recoges del suelo de varios colores, armas que hacen agujeros en las paredes y armas que en realidad son cartas. Todo tipo de armas, porque ¿qué otra cosa se puede esperar en una lista de los mejores juegos FPS para PC en 2023?

Puedes encontrar nuestra lista de los 25 mejores juegos FPS en PC a continuación. Por supuesto, una nueva actualización significa que nos despedimos de algunos viejos favoritos, como F.E.A.R, Borderlands 2, Modern Warfare Remastered y muchos más. Si tu favorito no ha sobrevivido al battle royale y tienes algo que decirnos, háznoslo saber en los comentarios.

  • Acero cortado
  • Aldea Resident Evil
  • Boomerang X
  • Titanfall 2
  • Halo Infinite
  • Deathloop
  • Rainbow Six Siege
  • Warhammer: Vermintide 2
  • Turbo Overkill
  • Neon White
  • Caza: Enfrentamiento
  • Call of Duty: Warzone
  • Team Fortress 2
  • Dagas del Diablo
  • DOOM Eternal
  • Left 4 Dead 2
  • Superhot
  • Deep Rock Galactic
  • Call of Duty: Black Ops 3 + Crónicas Zombies
  • Half-Life Alyx
  • Half-Life 2
  • GTFO
  • Valorant
  • Apex Legends
  • Destino 2

25. Severed Steel

Acero cortado: en primera persona, un personaje salta por el aire para patear a un enemigo mientras les apunta una pistola.

Comenzando con un novato en la lista, Severed Steel es todo acrobacias. Carreras por la pared, saltos mortales, saltos de delfín, deslizamientos resbaladizos: si lo quieres, Severed Steel lo tiene. Mientras corres por cada misión haciendo acrobacias y completando objetivos, disparas a tipos voxel con sus armas voxel que recoges sobre la marcha. Al disparar tus pistolas y cañones de brazo, los cuerpos y las paredes explotarán en una gloriosa lluvia de destrucción. Ah, sí, ¡tienes un cañón de brazo! Hace mucho daño, y las arenas voxel destructibles de Severed Steel (¿he dicho "voxel" lo suficiente?) se convierten en tu patio de recreo cuando empiezas a volar paredes.

Severed Steel puede resultar desorientador al principio, pero es bastante indulgente. No recibirás daño mientras sigas moviéndote, así que se trata de encadenar acrobacias para acortar la distancia entre enemigos y acabar con ellos antes de que disparen un solo tiro. Es todo lo contrario a la cámara lenta casi constante de Superhot, pero te hace sentir igual de malote.

24. Resident Evil Village

Soy una pistola en dos hombres lobo mientras se tambalean hacia mí en el pueblo.

Resident Evil Village continúa el viaje de Ethan Winters y sus desafortunadas manos. Mientras explora el pueblo titular, lucharás contra licántropos, zombis y más con todo tipo de armas. Si, como a mí, Resident Evil 7 te dejó petrificado y no pudiste reunir el valor necesario para derrotar a la familia Baker, ten por seguro que Village es una experiencia mucho menos terrorífica. El primer recorrido seguirá siendo tenso, y hay algunos momentos espeluznantes, pero en general la atmósfera no es tan inquietante. ¿Por qué? Village se inclina hacia la acción caótica de Resident Evil 4 y 5, entregándote un montón de potentes armas con las que podrás reventar cabezas con facilidad.

Village se nutre de esa acción, y aunque la primera mitad es una experiencia más lenta y centrada en el terror, la segunda deja de lado eso para convertirse en un juego de acción que funciona a toda máquina. Hay grandes combates contra jefes, explosiones aún mayores y hordas de enemigos a los que masacrar a tu antojo. Si te quedas con ganas de más, el modo Mercenarios ofrece contrarrelojes repletas de acción que clasifican tus habilidades de combate, mientras que jugar a la campaña con trampas es una auténtica delicia. Créenos cuando decimos que los lanzagranadas de munición infinita son los mejores.

23. Boomerang X

Una captura de pantalla de Boomerang X que muestra a un enemigo de calamar con un ojo rojo brillante volando hacia el jugador que, desde una perspectiva en primera persona, está empuñando un boomerang de 4 puntas.

Como dije en mi avance de Boomerang X, es el juego de DOOM que siempre quise y puede que haya arruinado los FPS para mí. Las armas están sobrevaloradas: los bumeranes son la nueva moda.

El bumerán se siente muy bien al lanzarlo, y rápidamente tendrás acceso a un puñado de superpoderes que harán que utilizarlo sea aún más divertido. Por ejemplo, la capacidad de teletransportarte a él en el aire o la de ralentizar el tiempo hasta el infinito mientras alineas el disparo perfecto. El combate es extraordinariamente fluido y apenas hay tiempos muertos. Es rápido, frenético y genial. Encadena una sucesión impecable de movimientos y, créeme, la sensación es inigualable.

22. Titanfall 2

Titanfall 2 podría haber sido el mejor FPS para un jugador de 2016, si no hubiera sido por el nuevo Doom. No obstante, si quieres acción pura y dura con un montón de destellos, algunos movimientos particularmente gloriosos y combates contra jefes mecánicos impresionantemente estresantes, esto te va a hacer muy feliz. Además, también incluye un sólido modo multijugador de soldados contra gigantescos trajes robóticos, que se basa en lo que ya estableció Titanfall 1, un juego exclusivamente multijugador.

Eso, suponiendo que encuentres oponentes. Titanfall 2 sufrió una especie de fracaso en su lanzamiento, habiendo perdido decididamente las guerras de marketing de finales de 2016. Puede que se mantenga vivo con el tiempo gracias al boca a boca, pero incluso si no lo hace, definitivamente échale un vistazo por esa campaña singleplayer. Es, sin embargo, en el lado breve, por lo que recomendamos encarecidamente jugar en dificultad Difícil - además de hacer que dure más tiempo, hace que las peleas mech particularmente sienten que mucho más satisfactorio una vez que finalmente reclamar un cuero cabelludo de acero.

21. Halo Infinite

La temporada 2 de Halo Infinite se llama Lone Wolves y se lanza el 3 de mayo de 2022.

Halo Infinite aterrizó de la nada con un lanzamiento multijugador sorpresa a finales de 2021, pero desapareció igual de rápido. Es una pena, porque ahora mismo es uno de los mejores juegos free to play para PC. Por supuesto, el sistema de progresión no era muy bueno en el lanzamiento y las mejoras fueron lentas, pero ese bucle central de correr y disparar por arenas es Halo en su máxima expresión. Con el lanzamiento de la campaña unos meses después (de pago o en Game Pass), Halo Infinite se convirtió rápidamente en toda una experiencia Halo, y puede que sea la mejor en décadas.

Si buscas algo más grande que el shooter multijugador de Halo, echa un vistazo a la campaña de mundo abierto. Seguro que un Halo de mundo abierto no estaba en tu lista de deseos, pero recorrer enormes espacios en un Warthog mientras abates gruñidos y recoges objetos coleccionables es como una versión mejorada del infame nivel del Cartógrafo Silencioso de Combat Evolved. Si echas de menos el Halo de antaño, que no cunda el pánico. Halo Infinite todavía tiene un montón de niveles lineales salpicados por todas partes que se sienten como Halo tradicional.

20. Deathloop

Colt pistolas de doble mano en Deathloop, disparando a un enemigo que acaba de entrar en la habitación.

En Deathloop, una desconcertante trama te envía de vuelta a través de un bucle temporal repetitivo mientras averiguas cómo asesinar a ocho visionarios. Son un grupo de asquerosos en una isla, y si consigues matar a los ocho en una noche, podrás liberarte del bucle temporal. El día se divide en cuatro secciones -mañana, mediodía, tarde y noche- y sólo puedes entrar en una de las cuatro zonas por trozo. Los videntes se mueven entre las cuatro áreas a lo largo del día, así que el rompecabezas consiste en encontrar una rutina que te permita acabar con las ocho. Eso suele implicar encontrar los momentos en los que se emparejan, para que puedas ejecutar un doble asesinato furtivo.

Pero Deathloop no es tan sigiloso. A diferencia de sus predecesores en la franquicia Dishonored de Arkane, Deathloop parece centrarse en gran medida en la acción, disfrutando del placer de los FPS de disparar a la cabeza de un montón de enemigos. El tiempo es una sopa extraña, después de todo, y la muerte no significa nada cuando estás atrapado en un bucle. Así que mata, muere y mata un poco más. Es un ciclo liberador que te permite dar rienda suelta a tu imaginación y experimentar con estilos de juego, ya que no tienes que preocuparte por las repercusiones futuras de tus acciones si nunca pasas del día de hoy.

En esa acción caótica, conocerás a Julianna. Es otra asesina, pero su objetivo eres tú. Julianna puede ser controlada por una IA, pero la verdadera diversión comienza cuando otro jugador asume el papel e invade tu mundo. Cuando Julianna invade tu mundo, quedas atrapado en tu zona hasta que uno de los dos muere o consigues piratear una antena que te permite escapar. Las invasiones suelen desembocar en un tenso juego del gato y el ratón, seguido de un gran tiroteo en el que ambos jugadores utilizan todas las armas a su disposición. Es un final explosivo para la mayoría de las misiones que ofrece una acción frenética y momentos multijugador memorables.

19. Rainbow Six Siege

Un primer plano del operador Caveira apuntando un arma de Rainbow Six Siege

Rainbow Six Siege hace lo que los juegos de Battlefield hasta ahora solo pretendían hacer: ofrecer un mundo multijugador que es destructible a un nivel granular. En lugar de que los edificios se derrumben al accionar palancas programadas, en Siege casi todas las puertas, ventanas, paredes, techos y suelos pueden agujerearse con disparos, granadas, arietes y cargas de demolición.

Da la sensación de ser un prodigio técnico y las consecuencias se extienden por toda la experiencia, creando tensión por la posibilidad de ser atacado desde cualquier ángulo, fomentando el trabajo en equipo a través de misiones asimétricas que obligan a un equipo a defenderse del intento del otro de abrir una brecha en su recinto, y forzando la conciencia táctica tradicional de Rainbow Six sin fase de planificación al exigirte que mantengas un mapa mental perfecto del edificio que te rodea en todo momento.

Es igualmente impresionante por ser un shooter multijugador basado en equipos que se siente fresco, ofreciendo algo diferente de los Counter-Strikes y Call of Dutys mientras se mantiene fiel al espíritu de la serie Rainbow Six.

18. Warhammer: Vermintide 2

Un ratman explotando vigas verdes en un Warhammer: Vermintide 2 Captura de pantalla.

Warhammer: Vermintide 2 consiste en matar ratas. Rebanarlas con espadas, golpearlas con mazas, atravesarlas con un hacha.todo vale cuando luchas contra las hordas de alimañas. Pero lo más importante es que siempre hay una carnicería sangrienta que sienta de maravilla. Si te apetece un poco de acción cuerpo a cuerpo sencilla pero caótica, Vermintide 2 es tu juego. Y para los que se quejan de que no es un FPS, todas las clases tienen alguna opción a distancia. El arco es una de mis favoritas, pero también hay hechizos y armas que puedes usar para hacer pedazos a las ratas.

Atravesar a la gente rata puede parecer fácil al principio, pero cuando los enemigos de élite empiecen a eliminar a tus aliados, aislándolos del grupo para matarlos fácilmente, te darás cuenta de que el juego en equipo es la clave para sobrevivir. Al obligarte a permanecer unido, Vermintide 2 captura a la perfección la sensación de formar parte de un grupo de fantasía. Incluso si no estás familiarizado con la historia de Warhammer, los fans de El Señor de los Anillos o Mazmorras & Dragones deberían encontrar mucho que amar aquí. Claro, Warhammer es un poco más sombrío que la Tierra Media o Faerun, pero cuando estás hendiendo ratas con un hacha mientras tu compañero lanza una andanada de flechas sobre una horda que se aproxima, seguro que tu chispa de amante de la fantasía se enciende.

17. Turbo Overkill

El jugador arroja llamas de un lanzallamas hacia tres gruñidos robustos en turbo overkill.

Turbo Overkill es un FPS de inspiración retro que sigue los pasos de Quake y DOOM, aunque con un toque tecno. Recorrerás arenas masacrando a todo tipo de enemigos, pero por el camino encontrarás mejoras que podrás instalar para obtener nuevos poderes. Puede ser una mejora sutil, como una armadura extra al matar con una motosierra, o algo un poco más caótico, como explosiones masivas cada vez que golpeas el suelo. Recorrer el mapa para encontrar esas mejoras también es una delicia, ya que Turbo Overkill te impulsa constantemente hacia adelante con una velocidad increíble por sus calles llenas de neón.

Le dimos a Turbo Overkill un bestest best cuando se lanzó en acceso anticipado a finales de 2021. Pero, para reiterar uno de los puntos más destacados: tienes una motosierra por pierna. La diversión está asegurada, ya que puedes usar esa pierna motosierra para derrapar y deslizarte mientras destrozas a los malos. Explotan en violentas ráfagas de sangre, pero no hay tiempo para detenerse a mirar a tus víctimas, ya que Turbo Overkill consiste en infligir ese enorme daño con velocidad y estilo.

16. Neon White

Corriendo a través del cielo de Vaporwave en una captura de pantalla blanca de neón.

Continuando con Turbo Overkill, he aquí otro juego que trata de correr rápido. Neon White es un FPS de carrera rápida en el que usas cartas para matar demonios o lanzarte hacia la meta con la esperanza de ganar medio segundo.

Es esa segunda parte la que resulta realmente divertida, ya que cada uno de los niveles de Neon White se convierte rápidamente en un complejo rompecabezas que resolver. Es fácil caer en el bucle de recorrer la misma ruta una y otra vez, seguro, pero tomarse el tiempo de dar un paso atrás y deambular por el nivel para ver cada avenida y pasadizo secreto te dará una idea de otros posibles caminos. Y entonces lo recorres y completas la misión un segundo entero más rápido. Un segundo. Pocas cosas sientan mejor que eso.

15. Caza: Enfrentamiento

A Hunt: Showdown Captura de pantalla en la que dos jugadores, hasta la cintura en Swampwater, se preparan para matar a un gruñido de pie en un muelle frente a ellos.

Hunt: Showdown es esa mezcla de PVP y PVP, subrayada por una seria tensión. Asumes el papel de cazadores con el objetivo expreso de asesinar a un "jefe" IA escondido en algún lugar del mapa. El problema es que hay otros escuadrones que también intentan hacer lo mismo. Si mueres, pierdes tu equipo para siempre. Si sobrevives, no sólo conservarás tu equipo, sino que también te llevarás parte del botín. Esa es la tensión para usted - cada incursión en la oscuridad podría significar un desastre.

El diseño de audio también es excelente en Hunt: Showdown, con disparos que suenan a kilómetros de distancia, y el tintineo de las cadenas puede ayudarte a localizar a un enemigo que te acecha cerca. Incluso cambiar de arma o recargar en momentos de calma puede delatar tu posición. Es un FPS que no se parece a nada de lo que hay ahora mismo.

14. Call Of Duty: Warzone

Tres jugadores a punto de paracaídas desde un helicóptero y en la temporada 4 de Warzone.

Call Of Duty: Warzone se ha venido abajo desde su lanzamiento en 2020. Puede que ya no sea el mejor battle royale que existe, con las integraciones de Cold War y Vanguard que lo hacen bastante desordenado y la eliminación de Verdansk todavía escociendo, pero sigue siendo un buen rato con los amigos. Y es que, a pesar de todo lo que Warzone hace mal, también acierta en muchas cosas. Es cierto que el arsenal no está bien equilibrado, pero puedes conseguir las mejores armas con facilidad. ¿Y cuando aciertas? El sonido del marcador de impacto es precioso.

El mapa original de Verdansk, sin embargo, es difícil de superar. Verdansk y Warzone se sienten intrínsecamente unidos, y no podemos negar que Caldera no tiene el mismo estatus. Pero, aunque no parezca tan emblemático, Caldera tiene sus ventajas. Es mucho más bonita de lo que nunca fue Verdansk, ya que el interminable océano de beige y marrón ha sido sustituido por una isla mucho más vibrante, rodeada por un océano real de un precioso y nítido azul. Por suerte, aún podemos disfrutar de la popular Isla Renacimiento, que ofrece una alternativa más rápida a la experiencia battle royale.

Puede que Warzone haya decaído en estatus, pero aún tiene mucho que enamorar. Con Warzone 2 a la vuelta de la esquina, esperemos que los muchos cambios que tiene preparados sean suficientes para mantenerlo en esta lista.

13. Team Fortress 2

Team Fortress 2

Que Team Fortress 2 sea una secuela y un remake de un mod multijugador sobrio como una monja parece casi irrelevante ahora. Pero es parte de lo que hace que el juego sea tan importante. Valve tardó años y años en establecer un modelo para lo que se ha convertido en uno de los favoritos firmemente arraigados de la fraternidad de jugadores de PC, y que lo hiciera le permitió demostrar que un shooter multijugador en primera persona puede ser divertido, incluso ingenioso, y que la experimentación y la progresión constantes pueden mantener un juego vivo y en evolución mucho después de que debería haberse detenido.

Team Fortress 2 parecía un experimento, y sigue pareciéndolo, y ese experimento fue un éxito. El paso al free-to-play y una economía centrada en los sombreros han hecho que TF2 siga prosperando. El coste de esto es que quizás se haya perdido algo del espíritu original en esta traslación a gimmee, gimmee, gimmee, pero podemos perdonarlo.

12. Dagas diabólicas

Brillando cráneos en una captura de pantalla de diablas de diablo.

2016 fue en muchos sentidos un año vintage para los shooters en primera persona, y la razón de ello fue que entendieron su pasado. DOOM, obviamente; Overwatch volvió a Team Fortress en lugar de COD; Titanfall 2 volvió a ser la gran estulticia de ciencia ficción de los noventa y Devil Daggers.bueno, Devil Daggers es de una línea temporal alternativa en la que Quake lo cambió todo y nunca se olvidó en favor de militares y tramas cuidadas.

Un hermoso paisaje infernal de grandes píxeles cuadrados contra un telón de fondo de medianoche, cosas monstruosas asomándose a ti desde la oscuridad, y el baile, el baile interminable. Una prueba pura de todo lo que los shooters en primera persona nos han enseñado. Reflejos, conciencia, movimiento, práctica, agallas y no rendirse. Se trata de tu propio tiempo y sólo de tu propio tiempo, porque eso es lo único que importa: todo lo demás que los shooters han añadido alguna vez es mera palabrería.

11. DOOM Eternal

DOOM 2016 fue una sangrienta y brillante reintroducción a la franquicia de matar demonios, pero DOOM Eternal la lleva a nuevas cotas. No pierde el tiempo haciéndote esperar, sino que opta por darte una escopeta y obligarte a adentrarte en la multitud de demonios. En unos instantes, estarás recorriendo caóticas arenas con una escopeta mejorada, una ametralladora y una motosierra haciendo lo que mejor sabe hacer DOOM. A saber, destrozar y desgarrar.

Puede que ya lo hicieras hace unos años en su predecesor, pero Eternal te empuja a ser más rápido y feroz. Tiene algunos elementos de plataformas nuevos que no todo el mundo apreciará, como trepar por las paredes y balancearse desde postes, pero cuando se trata de destrozar arenas repletas de demonios corpulentos, DOOM Eternal lo hace mejor que nadie.

10. Left 4 Dead 2

Un jugador apunta a un payaso zombie que los se lanza en la izquierda 4 Dead 2.

Zombis: en 2008 todavía eran muy emocionantes. Y lo siguen siendo hoy en día cuando cuentan con el toque mágico de Valve, que en unos pocos, breves y cíclicos sketches cooperativos añade más vida, ingenio e historia insinuada a sus personajes y su mundo que la mayoría de las campañas para un jugador de más de 8 horas de esta lista juntas. Incluir Left 4 Dead 2 en la lista era complicado, sin embargo, dado que la mayor parte de lo que la hace fuerte fue obra del Left 4 Dead del año anterior. Es una secuela que no difiere mucho del original y no es un juego que, en mi opinión, cambiara nada en su primera entrega. Sin embargo, con el tiempo ha quedado claro que Left 4 Dead 2 supuso una importante mejora, tanto para acercarse más a lo que se pretendía con el juego de terror de zombis, como para dar un paso más en la dirección del cooperativo puro, algo que ni siquiera parecía posible antes de que llegara el primer Left 4 Dead en el que todos moríamos juntos.

Otra razón de peso para elegir este juego en lugar de L4D1 (que, en mi opinión, sigue teniendo un elenco de supervivientes más memorable) es lo mucho que se ha ampliado con mods. Puedes meter a Deadpool ampliarlo de un juego de 4 jugadores a uno de 16 jugadores, convertir a todo el mundo en un dinosaurio o recrear prácticamente la totalidad de L4D1 en su interior. Visita el taller de Steam y date el gusto.

9. SUPERHOT / SUPERHOT VR (2016)

El jugador dispara a un enemigo con su pistola mientras otro corre hacia ellos en una habitación blanca en Superhot.

No hay nada nuevo bajo el sol, una miserable afirmación que el equipo de SUPERHOT desmintió dos veces en un año. Primero fue el propio SUPERHOT, un shooter en el que el tiempo solo se mueve cuando te mueves (o disparas) (o lanzas algo) (o das un puñetazo). Luego fue SUPERHOT VR, que redimió por sí solo todo el concepto de realidad virtual y se coló fácilmente en nuestra selección de los mejores juegos de realidad virtual.

SUPERHOT es a la vez un juego de máxima adrenalina y muy táctico, que transforma el shooter en primera persona de un juego de precisión de puntería y movimiento reflexivo a uno en el que cada movimiento cuenta. El mundo transcurre a cámara superlenta hasta que haces algo, lo que te da tiempo para planear el movimiento, pero te deja sujeto a una enrevesada construcción de puzles en la que una acción te hace vulnerable a otra amenaza. Es sublime e imposiblemente genial.

Especialmente en RV, donde tú mismo realizas esos movimientos: esquivar, golpear, lanzar, disparar. La fantasía de Matrix sin ninguna de las tonterías, solo acción supercaliente. Una gloriosa reinvención de la violencia en primera persona.

8. Deep Rock Galactic

Explotando insectos en una captura de pantalla galáctica de profunda roca.

Deep Rock Galactic combina enanos borrachos con complejos sistemas de túneles y montones de desagradables bichos subterráneos. El resultado suele ser un caos absoluto, ya que cuatro jugadores se adentran en las profundidades para extraer lo que necesiten para la gran corporación del cielo. El jugador elige un rol, cada uno de los cuales tiene un arma y una mecánica de desplazamiento únicos, y se lanza a través de las cuevas a un ritmo increíble, recogiendo minerales mientras se dirige hacia un objetivo principal.

El caos llega cuando intentas comprender estos objetivos principales, conectando tuberías serpenteantes o alimentando enormes máquinas, mientras te defiendes de esos malditos bichos que no paran. A medida que avanzas, hordas de bichos espeluznantes cargarán en tu dirección. Un equipo racional podría luchar contra ellos desplegando trampas y formando una sólida defensa, pero yo encuentro la diversión en huir despavorido y gritar. No obstante, tanto si juegas a Deep Rock Galactic como un auténtico shooter cooperativo como si lo haces como un alocado jugueteo por las cavernas, seguro que te lo pasas bien.

7. Call Of Duty: Black Ops 3 + Crónicas Zombies

Un primer plano de un zombie con ojos naranjas brillantes en un uniforme militar en Black Ops 3: Zombie Chronicles

Ahora hay demasiados Calls Of Duty, y dudo que sea capaz de nombrarlos todos. Probablemente me olvidaría del de las mochilas propulsoras, o metería los dos juegos de la Segunda Guerra Mundial en uno solo. Sin embargo, Black Ops 3 y su posterior DLC Zombie Chronicles destacan como joyas absolutas. No, no estoy aquí para hablar de la campaña ni del multijugador. Esto va de zombis, y sólo de zombis. De dispararles. De entrenarlos. Alimentarlos con dragones de piedra que te otorgan arcos mágicos. Es un buen momento muerto.

Aunque muchos juegos de COD incluyen el infame modo Zombis, Black Ops 3 es lo más cerca que hemos estado de tener uno dedicado a los muertos vivientes. Black Ops 3 cuenta con algunos de los mejores mapas, como el Shadows of Evil, ambientado en los años 20, o el castillo nevado Der Eisendrache, junto con una nueva versión del Der Riese original (ahora llamado The Giant). Sin embargo, el pack Zombie Chronicles también abre un gran abanico de grandes juegos de zombis del pasado, como World At War y el Black Ops original, lo que lo convierte en un enorme paquete de zombis al que podrás jugar fácilmente hasta convertirte tú mismo en un zombi.

6. Half-Life: Alyx

De acuerdo, sí, necesitarás un casco de realidad virtual para Half Life: Alyx, además de un equipo lo bastante potente para ejecutarlo a la perfección. Pero, si tienes ambas cosas, estás de suerte.

Graham dijo en su análisis de Half-Life: Alyx que este es "el juego de Half-Life que estabas esperando, aunque no sea el que esperabas". Y es que el juego se ha diseñado pensando en la realidad virtual. Ahora puedes alcanzar y tocar Ciudad 17, y los disparos con control de movimiento "sientan mejor que nunca el combate de Half-Life".

Y Half-Life: Alyx también abraza el terror, con momentos en los que te escondes en las esquinas o lanzas objetos para distraer a monstruos enormes. Incluso puedes taparte la boca con la mano y que te la repliquen en el juego. La realidad virtual le ha sacado mucho partido, pero no le ha perjudicado.

5. Half-Life 2

Una imagen de Half Life 2 que muestra al jugador disparando un SMG en un helicóptero volando sobre un lago.

Por supuesto. Hay muchas cosas en Half-Life 2, desde un nivel de diseño arquitectónico sin precedentes hasta animaciones faciales que dejaron obsoleto todo lo demás de la noche a la mañana, pasando por un sistema de física que transformó los entornos de los shooters de escenarios a recursos interactivos, algunos de los malos más llamativos de los videojuegos en los Striders y un enorme paso adelante para hacer que los compañeros de IA sean creíbles y simpáticos.

También es un viaje largo y cambiante a través de un mundo hermoso y sombrío, y aunque por supuesto estás en el viaje del héroe, se cuida de que te sientas como un actor secundario en un conflicto más amplio. Esto, sumado al cliffhanger final del Episodio 2, deja mucho más por contar, lo que deja a los jugadores de PC en un perpetuo estado de frustración por el hecho de que la serie se haya detenido, al menos públicamente. No creo que todo sea tan impactante como lo fue en su día -en particular, gran parte de los tiroteos entre hombres parecen ahora rutinarios y ligeramente ingrávidos-, pero Half-Life 2 nos dio más que cualquier otro shooter en primera persona anterior, y quizá incluso posterior.

4. GTFO

Lanzarse a las oscuras profundidades de los Rundowns (niveles) de GTFO es un comienzo aterrador. Lo que es aún más aterrador, sin embargo, es cuando los compañeros de equipo no trabajan juntos. Solemos designar rápidamente un líder cuando juego con amigos, pero siempre hay alguien que se aleja demasiado o que no sigue las órdenes. Se producen muchos gritos, disparos e insultos. Es puro caos con un toque de terror, y se pasa muy bien en línea. Exige trabajo en equipo y precisión si quieres sobrevivir, pero eso llena cada encuentro de un nivel de tensión que pocos otros juegos FPS alcanzan.

Esa tensión sólo se ve aumentada por la variedad de enemigos que se arrastran por cada nivel. Nunca se sabe lo que puede haber detrás de cada puerta, pero detectar un zarcillo de explorador al entrar en una nueva zona puede significar el final de una carrera. La emoción de tener que adaptarte a lo que encuentres, y a menudo escabullirte de los enemigos para conservar recursos, hace de GTFO el mejor survival horror cooperativo de PC.

3. Valorant

No hay una forma elegante de decir esto: Valorant es Counter: Strike pero con magos y ninjas. Un equipo quiere poner una bomba y el otro tiene que impedirlo. ¿Cómo? Escarbando por las esquinas, apuntando bien y gritando con fuerza en el chat de equipo. Aquí se premia la paciencia, así como la coordinación con tu equipo para controlar cada mapa.

Si Valorant te suena a Counter: Strike, eso es porque el gunplay es bastante similar. Sin embargo, en lo que difiere es en el uso de habilidades. Puedes elegir entre una lista de agentes que tienen poderes especiales que les permiten hacer cosas como teletransportarse por espacios cortos, disparar flashes en las esquinas o curar a sus aliados. Si esto suena agresivamente desequilibrado, no te preocupes, casi todas estas habilidades se sienten como herramientas útiles, en lugar de portadores de dolor.

Yo diría que prefiero Valorant a Counter: Strike, porque me parece más actual. Hay actualizaciones periódicas y algunas herramientas de valor incalculable, como un mapa de entrenamiento de puntería, están integradas en el juego, en lugar de estar enterradas en una sección de "creaciones de la comunidad" de una tienda.

2. Apex Legends

Madre mía, Apex, qué excelentes derrapes tienes. Qué sólidos tiroteos ofreces. En qué delicioso montón de cañones y pantanos nos has metido. Deberíamos haber dudado de los creadores de las payasadas robóticas de Titanfall 2. Desde su lanzamiento, Apelegs ha añadido un montón de nuevos personajes, nuevos mapas e incluso un nuevo modo Arenas.

Es una sólida caminata asesina cada vez que te sumerges en Apex Legends, y realmente no hay nada que iguale su ritmo en el reino Battle Royale.

1. Destino 2

Una captura de pantalla de Destiny 2 que muestra a Taniks en la cripta de piedra profunda.

Destiny 2 es un MMO FPS increíblemente fluido con algunos de los mejores tiroteos, pero eso es solo la punta del iceberg. Tanto si quieres formar equipo con otros para derrocar a grandes jefes, ponerte en contra de tus compañeros y pegarles con una escopeta en los modos PvP de Crisol, o jugar a través de historias épicas que abarcan todo el sistema solar, Destiny 2 tiene algo para todos. Sea cual sea la actividad que prefieras, puedes dedicarle fácilmente cientos, si no miles, de horas, y el brillante juego de disparos lo convierte en una diversión constante. No solo es el mejor FPS del momento, apostaría a que Destiny 2 es también el mejor juego de superhéroes del momento. Hay algo que me encanta de blandir espadas eléctricas y disparar una pistola dorada imbuida de energía solar para matar a enormes jefes de incursión en un intento de salvar el sistema solar.

Destiny 2 tiene mucho que gustar, pero eso no significa que no tenga fallos. La experiencia inicial es increíblemente incómoda para los novatos, ya que la eliminación de la campaña original de la Guerra Roja y la subsiguiente expansión de Forsaken hacen que la historia sea completamente incomprensible sin ver montones de vídeos de historia. Esto resulta una tarea ardua incluso para los Guardianes más dedicados, y es un obstáculo que casi garantiza el alejamiento de los nuevos jugadores que intenten entrar en la nueva expansión.

Sin embargo, es un testamento a las fortalezas de Destiny 2 que todavía lo recomendamos tan altamente. Es un FPS magistral con mucha diversión, independientemente de si prefieres PvE o PvP. Y, con tanto contenido disponible de forma gratuita, no hay ninguna razón para no probarlo. Así que lánzate, descifra algunos engramas, consigue una armadura elegante y empieza a disparar a los alienígenas. Ojos arriba. Guardián.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *